Tomar medicamentos es solo una parte del control de la enfermedad inflamatoria intestinal (EII). Tanto la Colitis ulcerosa como la enfermedad de Crohn reaccionarán bien a cambios positivos en el estilo de vida, esto llevará a un mejor control de los síntomas y a menos complicaciones. Éstos incluyen:

  • Dieta y nutrición
  • Ejercicio
  • Bienestar emocional
  • Consumo de tabaco y alcohol
  • Bienestar emocional

Aunque un trastorno emocional por sí mismo no causa la EII, en algunas personas, las situaciones estresantes o las emociones fuertes pueden llevar a una reaparición de los síntomas. Esto no significa que todas las personas que padecen de estrés experimentarán una recaída, pero si usted padece EII y sabe que el estrés puede causarle problemas, será útil que se prepare y que aprenda algunas técnicas de manejo del estrés.

El estrés puede estar presente de manera constante en la vida: cambiar de trabajo, casarse, mudarse, perder un miembro de la familia, criar a los hijos o cuidar de padres ancianos. Simplemente tener una enfermedad crónica puede provocar preocupaciones. Incluso las pequeñas molestias de la vida pueden ser estresantes. No es posible eliminar totalmente los acontecimientos estresantes, pero es posible cambiar su reacción ante ellos.

Estilo de vida

Estilo de vida

TIPS PARA MANEJO DEL ESTRÉS:

  • Escuchar música relajante
  • Dar un paseo en algún lugar tranquilo
  • Meditar o recostarse en una habitación oscura durante algunos minutos
  • Hablar con un amigo o un terapeuta
  • Tomarse un baño largo
  • Leer
  • Practicar biorretroalimentación
  • Relajación y ejercicios de respiración
  • Practicar yoga o tai chi
  • Hipnoterapia

Si le resulta muy difícil lidiar con el estrés y si con mucha frecuencia se encuentra muy ansioso o nervioso quizá podría considerar técnicas estructuradas para aliviar la tensión, tales como la terapia cognitivo-conductual (TCC) o la programación neurolingüística (PNL).

FUMAR

Además de tener un impacto en sus pulmones y en el corazón, fumar también puede:

  • Incrementar el riesgo de desarrollar la enfermedad de Crohn
  • Desencadenar el brote de los síntomas
  • Aumentar el riesgo de desarrollar abscesos y/o fístulas en personas con la enfermedad de Crohn

Las personas que fuman padecen:

Una mayor recurrencia de la enfermedad – que puede ser de 50 a 100% en pacientes con enfermedad de Crohn1

Una mayor posibilidad de necesitar cirugía

Una mayor necesidad de medicamentos inmunodepresores

Recuerde mientras más fume, mayores serán las posibilidades de que la EII regrese.

El fumar causa diferentes efectos en los pacientes con colitis ulcerativa que en los pacientes con Crohn. En contraposición, los pacientes de la enfermedad de Crohn que han dejado de fumar informan que sufren 65% menos casos de reactivación de la enfermedad que quienes continúan fumando2.

La colitis ulcerosa tiende a ocurrir más en no fumadores y exfumadores. Sin embargo, en los pacientes con colitis ulcerosa, dejar de fumar puede causar un rebrote de la enfermedad; no está claro por qué fumar puede tener este efecto protector. No obstante, ya que fumar conlleva muchos riesgos a la salud, incluyendo el cáncer de pulmón y las enfermedades cardiacas, cualquier posible efecto protector se ve anulado por los demás riesgos a la salud.

ALCOHOL

Aunque es posible beber alcohol si se padece EII, es necesario hacerlo con moderación. Hable con su equipo de salud especializado en EII acerca de lo que resulta razonable en su situación, o consulte las directrices nacionales para obtener más información.

OTROS MEDICAMENTOS

Los pacientes tanto con colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn necesitan ser cuidadosos con otros medicamentos que se les receten o con medicamentos de venta libre que consigan en la farmacia, para asegurarse de que no se reactive la enfermedad. Algunos de los medicamentos con los que deben de tener precaución son:

Los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINES) tales como la aspirina, el naproxeno y el ibuprofeno que pueden desencadenar la recaída. Para dolores leves o para reducir la fiebre, tome paracetamol o hable con su médico

Los antibióticos pueden producir un desequilibrio en las bacterias que habitan en el intestino. Tales cambios pueden causar diarrea (diarrea asociada a los antibióticos) o pueden conducir a una proliferación excesiva de bacterias específicas que pueden causar inflamación. Si está tomando antibióticos y experimenta una agudización de los síntomas de la EII es importante que se lo informe a su médico. También debe informar a su médico si ha tomado antibióticos recientemente, aún si los tomó para infecciones no gastrointestinales

Siempre diga a su médico o farmacéutico que padece enfermedad inflamatoria intestinal (EII) cuando compre medicamentos de venta libre o cuando surta una receta de manera que verifique que los medicamentos sean adecuados para usted.


Referencias:

1: Smoking and Crohns Disease. Available at: http://www.crohnsandcolitis.com.au/smoking-and-crohns.php Accessed May 2014

2: Johnson, G.J., Cosnes, J., and Mansfield, J.C. (2005). Review article: smoking cessation as primary therapy to modify the course of Crohn’s disease. Aliment. Pharmacol. Ther. 21, 921–931.

Deja un comentario